Sexo en Halloween. ¿Truco o trato?

Martina    octubre 25, 2018    Comentarios desactivados en Sexo en Halloween. ¿Truco o trato?

Ya se acerca la noche de los muertos vivientes… ¿tienes preparado tu disfraz para la noche de Halloween? ¿Por qué no das un paso más allá y te propones que sea una de las noches más divertidas del año? Sexo en Halloween. Sexo con disfraces… practica las posturas del kamasutra que más te gustan con el disfraz de esta noche encantada. La mejor combinación.

Ha llegado el momento de la noche del terror. Libera todos tus fantasmas y déjate llevar por el encanto y lo siniestro de un Halloween tan especial. Esta puede ser una noche tan demoníaca como explosivamente sexual. Baila con los demonios de la noche del terror y haz que sea inolvidable. ¡Que comience una noche terroríficamente pasional!

sexo en halloween

¿Truco o trato?

Partiendo de que la innovación es lo más importante y que el efecto sorpresa es lo que más nos gusta a todos, ¿y si empiezas la noche de sexo en Halloween con un juego? Después de cenar podríais romper el hielo con el juego de truco o trato y el que pierda en cada partida, se tiene que quitar una prenda… Y si además planteas para unas preguntas más subidas de tono que de normal, esto puede ser muy pero que muy interesante. ¡A ver quién de los dos se queda desnudo antes!

Y cuando se trate de entrar en el momento de los tratos, ¿y si le propones un baño con espuma los dos juntos? O tal vez te guste más que te haga un masaje pero con final feliz. Dile que te duele mucho la espalda, túmbate en la cama y cuando menos se lo espere, date la vuelta y toma tu las riendas. Ponte encima de él y hazle tuyo. ¡Será una noche que no podrá quitarse de la cabeza en mucho tiempo!

disfraz sexo en halloween

Sexo en Halloween. ¡Disfrázate!

Es lo primero en lo que tienes que pensar. No le des vueltas a nada más porque es completamente innecesario. Busca el mejor disfraz, el más pícaro, el más sexy… ¡y juega! Con esto ya tendrás más de la mitad de la batalla ganada. Aunque también tienes la opción de buscar un disfraz en el que estéis compenetrados y os disfracéis los dos juntos. Es una festividad para que los dos cambiéis de rol y podáis jugar con el sexo todo lo que queráis sin poner más límites que los que vosotros mismos digáis.

Tal vez de diablesa, vampiresa, enfermera llena de sangre (sirope de fresa o ketchup para que luego pueda dar mucho juego), gatita… ¿quién sabe? Además muchas firmas de lencería sacan a la luz para Halloween conjuntos sofisticados y sexys especiales a los que caerás rendida y él quedará completamente loco. Encaje, blonda, transparencia, cuero… No podrá resistirse a ti una noche como esta. Abre tu mente y déjate llevar. Confía en ti misma, en tu poder de seducción y en tus armas de mujer y todo saldrá de maravilla.

Posturas para una noche de brujas

Hoy no es una noche de dulces solamente, hoy puede ser una fiesta adulta por todo lo alto.

BDSM:

Hoy es el día perfecto para practicar por primera vez, o para volverlo a hacer si es tu caso, con cuerdas, esposas, antifaces… Si es la primera vez que lo haces, utiliza cosas muy suaves como pañuelos de raso o esposas con pelo alrededor.

Tápale los ojos, ata sus manos y toma tu las riendas. Dale placer como tú quieras. ¡Tú mandas! Una de las posturas que más placenteras pueden resultar en este caso es que la mujer esté de pie, atada de manos y con los brazos hacia arriba, las piernas abiertas… ¡Inmovilizada para ti! Tú descubrirás su cuerpo y sus puntos más débiles y ella se estremecerá de placer.

sexo en halloween

La andrómaca:

En esta postura es la mujer la que toma las riendas. El hombre está tumbado boca arriba y ella sentada encima de el, con las rodillas dobladas y la espalda erguida. Ella será quien elija los movimientos y lleve el ritmo aunque el hombre también puede coger sus nalgas y llevarla a su terreno o ayudarla en varios movimientos. El sexo es cosa de dos.

Si la mujer en esta postura, para darle un toque más sensual en una noche de sexo como ésta, se deja unos zapatos de tacón puestos… el morbo sube de nivel.

La vaquera embrujada:

Se trata de la misma postura anterior pero la mujer, en lugar de estar sentada mirando al hombre, está al revés, mirándole los pies. El hombre lo que ve son sus nalgas y ella tiene más disponibilidad para jugar con su clítoris, con los testículos… puede jugar de muchas formas y también controlar la penetración a su gusto.

Y tú, ¿por cual te decides esta noche de sexo en Halloween? Seguro que hagas lo que hagas, si son estas o son otras posturas diferentes como un 69 o el conocido misionero, podréis disfrutar de una noche completamente inolvidable. Déjate llevar y dale rienda suelta a todos tus sentidos. ¡Será inolvidable!