Clímax, orgasmo, el camino directo al placer

Deborah    diciembre 22, 2017    Comentarios desactivados en Clímax, orgasmo, el camino directo al placer

Cuando se habla de sexo es inevitable pensar al mismo tiempo en el clímax, el orgasmo. Son dos palabras que suelen ir unidas. Una, implícita en la otra. Pero en la realidad, muchas veces estos dos conceptos no van acompañados.

Y es que lo que no todo el mundo se para a pensar es que el placer pasa por diferentes fases. Una de ellas es el clímax pero no se debe ir pensando únicamente en él, como objetivo. Hay que aprender a disfrutar de cada una de las fases con los cinco sentidos como toca y dejar evolucionar el deseo.

En primer lugar, se produce el deseo. Ese “algo” que nos llama la atención y nos produce atracción. Una mirada, una sonrisa… Puede ser cualquier cosa. Después esa chispa se expande por todo el cuerpo contagiando cada célula. Se producen una serie de cambios, se acelera el pulso y se dilatan las pupilas. La excitación se acumula y crece mientras se juguetea hasta que no se puede más y estalla. En ese momento se produce el orgasmo tras el cual se vuelve a la normalidad. Por ello es el mejor momento para descansar y recuperar fuerzas.

Clímax orgasmo placer

¿Qué es el clímax?

Se trata de un pico de intensidad de placer en el cual se siente máxima satisfacción. Los músculos del cuerpo sufren una serie de contracciones que pueden ir acompañadas por gemidos. Mientras de forma interna, se liberan una serie de sustancias contracciones rítmicas musculares y genitales y un chute de endorfinas en nuestro cerebro como la oxitocina y la dopamina.

Aunque como ya se ha mencionado en diversas ocasiones, no hay dos personas iguales. Por lo cada cual siente de una manera diferente y no son iguales los orgasmos. Además que no todos tienen la misma facilidad o dificultad para alcanzarlos. De echo, existe la anorgasmia, que es la incapacidad de llegar a él. Se suele recurrir a juguetes o técnicas y prácticas muy concretas.

Por ello y para poder disfrutar 100% de todos los beneficios de tener sexo hay que dejarse llevar. Es importante ser consciente de que tener un orgasmo no es sólo algo físico, también entra en juego una parte mental. Para ello lo primero es concentrarse y olvidarse de todos los complejos y la vergüenza, estar relajados y cómodos. De esta manera lograremos disfrutar plenamente.

Tipos de orgasmo

A la hora de estimular el líbido y excitar a una persona es importante conocer mínimamente cuáles son las zonas erógenas del hombre y de la mujer. No existen dos cuerpos iguales por lo que es necesario explorarse y conocerse bien.

El orgasmo de media llega a tener unas intensas 6-15 contracciones durante unos 20 segundos aproximadamente. Pero no es el único que existe por lo que a continuación comentaremos otros que se pueden experimentar para comprobar cuál es que más placer da.

Clímax sexual orgasmo

Orgasmos femeninos

En las mujeres podemos diferenciar diferentes tipos de orgasmos. Depende de la zona que se estimule:

  • Orgasmo de clítoris: Este es el más sencillo de conseguir debido a que se trata de una zona externa de fácil acceso. Además no es necesario conocer en profundidad el cuerpo humano para alcanzarlo.
  • Orgasmo vaginal: Este es un poco más complicado. Generado por la estimulación del punto G y los genitales femeninos, produciéndose la penetración. Cabe destacar que éste es uno de los más placenteros que una mujer puede lograr alcanzar. Se pueden probar con diferentes posiciones que faciliten profundizar.
  • Orgasmo mixto o total: Sencillamente se trata de una combinación de los dos anteriores. El cuerpo se estremece completamente al sentir esos dos puntos mágicos.
  • Orgasmo tabú: Similar al vaginal pero producido por sexo anal. En este, no hay que olvidar los consejos a la hora de realizar sexo anal. Debido a los prejuicios y creencias que se tienen sobre este tipo de prácticas hay mujeres que no lo sentirán nunca.
  • Orgasmos múltiples: Muchas chicas son capaces de conseguir este tipo. Lo que muchas no saben es que requiere de entrenamiento del cuerpo y mente. Aunque es más fácil de lo que parece.

Para llegar a este punto y lograr explorar los límites del placer del propio cuerpo lo importante es experimentar. Para lo que es recomendable conocer una guía para la masturbación femenina.  Tras hacerlo puede ser que más de un@ se lleve una sorpresa. Porque no podemos hablar del orgasmo femenino sin hablar del squirt, un tipo de eyaculación femenina a chorros.

Orgasmos masculinos

En el caso de los hombres es más visible ya que expulsan semen cuando eyaculan. Aunque no siempre que lo hacen tienen un orgasmo y viceversa. Hay unas ocasiones especiales en los que el semen se queda dentro por un mal funcionamiento de un músculo.

Según estudios, los hombres son capaces también de tener orgasmos múltiples aunque necesitan 30 minutos aproximadamente para continuar con la actividad sexual. Además cabe destacar que los mejores clímax los alcanzan los hombres durante los coitos más que con la masturbación. Esto se debe a que internamente sus cuerpos liberan 400 veces más prolactina.

Clímax sexo placer

Curiosidades

Alrededor del concepto del orgasmo queda mucho por experimentar e investigar. Pero existen muchos detalles y características importantes que son interesantes conocer.

  • Hay un día mundial del orgasmo y es el 8 de agosto.
  • Se puede entrenar con ejercicios Kegel para controlar y obtener más placer.
  • El edging es una práctica en la que las personas que lo realizan, juguetean hasta el punto anterior a llegar al clímax sexual. Llegando al borde, al límite, varias veces antes de alcanzarlo para intensificar la sensación.
  • Hubo una mujer que logró tener 138 orgasmos en una hora, entrando así en el Libro de los Récord Guinness.
  • Otras féminas en cambio, no son capaces de alcanzar el clímax o sólo lo hacen en el 30% de veces que tienen sexo.